¿Pueden los perros comer pollo?

¿Pueden los perros comer pollo?

Teniendo en cuenta la cantidad de alimentos para perros que contiene pollo, es una apuesta segura que puede alimentar a su perro de pollo. De hecho, es una buena fuente de proteínas, y el pollo cocido puede incluso ser sustituido o añadido a su comida habitual.

La mayoría de las fuentes NO recomiendan el pollo crudo, debido al riesgo de salmonella o infecciones bacterianas, aunque el movimiento hacia los alimentos crudos, incluidos el pollo crudo y los huesos de pollo crudo, está creciendo.

Pero si no está seguro acerca de las dietas de alimentos crudos, cualquier pollo tostado, escalfado, a la parrilla o al horno no condimentado se puede servir solo, mezclado con la comida habitual de su perro, o servido como un regalo. Incluso puede mezclarlo con un grano saludable y un vegetal como habichuelas u otros vegetales seguros para perros, para una cena casera especial.

Hay dos cosas que debes tener en cuenta antes de servir pollo a tu perro.

Algunos perros son alérgicos al pollo y se encuentra entre los 10 principales ingredientes que inducen alergias.

Los alérgenos más comunes son carne de res, lácteos, trigo, huevo, pollo, cordero, soja, cerdo, conejo y pescado.

Asegúrate de quitar el pollo del hueso. Los huesos de pollo cocidos se astillan fácilmente, lo que puede causar asfixia o una punción en el tracto gastrointestinal.

Si ha determinado que su perro come pollo feliz y sano, adelante y déjelo disfrutarlo. Y, solo por diversión, pruebe estas recetas de pollo caseras y aprobadas por veterinarios para perros: una deliciosa tortilla mini o un dulce de pollo congelado.

Aprenda más sobre los alimentos humanos que su perro puede y no puede comer aquí.